En Israel hay muchas posibilidades de que este año pasemos el seder de Pésaj con familiares y amigos y es probable que esto no se replique en otras partes del mundo, pero ya sea que celebres con personas o mediante distanciamiento social, siempre es agradable hacer un regalo en esta fiesta.

Para cumplir con esto elaboramos una lista con 10 obsequios con temática de Israel que deberían cumplir el objetivo ya que son tan variados que todos serán felices con los presentes.

1. Juego de matzá/afikomán de cachemira de la colección de Barbara Shaw

El Paisley azul es un patrón atemporal y adulto como para regalarles a los recién casados ​​que tienen su primera oportunidad de celebrar en sus casas el seder de Pésaj. Y es mucho más lindo que envolver el afikomán en una servilleta descartable.

Este set se fabrica en un taller de mujeres en Jerusalén. ¿Qué más se puede pedir?

2. Un diario de vinos para calificar los que se prueban

Si bien no se necesita más excusas para tomarse una copa de vino (o cuatro) en Pesaj, con este regalo es posible llevar un diario íntimo de las impresiones los vinos de manera guiada y constructiva.

Se trata de un gran presente para cualquier aficionado al vino, sobre todo en esta época en que el Manischewitz está siendo reemplazado por vinos israelíes de clase mundial. También es la excusa perfecta para recorrer los pasillos de las tiendas en busca de nuevos vinos boutique de Israel que aún no hayas probado.

3. Platos de cerámica súper exclusivos

Estos platos de cerámica pintados harán las delicias de cualquier destinatario que haya tenido que probar y averiguar qué pieza se manchará menos con el rojo furioso del rábano picante que viaja a través de la mesa del seder.

Guardados en la alacena de las porcelanas durante todo el año, estos pueden finalmente sacarse de las sombras para disfrutar de los reflectores la noche del seder.

4. Sobrevivir al salvamanteles del faraón con estilo

Este es un regalo apropiado para todos después del último año que vivimos. Si hemos sobrevivido al faraón, también pasaremos el COVID-19.
Este salvamanteles hecho a mano es un diseño original de Barbara Shaw y es capaz de llevar una sonrisa a cualquiera que lo reciba en esta Pésaj.

Es una pieza textil creada e impresa en Jerusalén.

5. Collar de cristal de la antigua Roma

A todo el mundo le encanta recibir joyas. Así, ¿por qué no regalar un collar único de antiguo cristal romano hecho a mano y que ha sido hallado en un sitio arqueológico de Israel?
Diseñado por la artista Efrat Saada-Limor de Beit Guvrin, el colgante de plata mide 45 centímetros de largo.

Es una joya adecuada para cualquier época del año, pero luce especialmente bien en Pesaj cuando la anfitriona o miembro de la familia con exceso de trabajo podría necesitar un pequeño regalo personal.

6. Un pedacito del Mar Muerto para el que lavará muchos platos

¿Cuál es la desventaja de celebrar una hermosa y elaborada jornada de Pésaj? ¡La vajilla que queda por lavar después de la cena!

La crema de manos rica en vitaminas y minerales proveniente del Mar Muerto hace que las manos secas de los platos se vuelvan más felices mientras das tu apoyo a una marca de Israel.

7. Fuente de peltre para vino y mini copas de kidush para un Pésaj más divertido

Creada para el kidush del shabat, esta fuente de vino con ocho copas de peltre es perfecta para divertirse un poco en Pesaj, especialmente en estos días en que compartir una copa no es tan común.

Es el equivalente a una fuente de chocolate pero en peltre y con temática de Jerusalén. Esta pieza central será la comidilla de la mesa del seder cada año para cualquiera que tenga la suerte de recibirla.

8. Una copa de Miriam

El papel principal de Miriam en la historia del Éxodo de los judíos de Egipto hace que muchas personas crean que ella también debería tener un lugar en la mesa del seder de Pésaj. Esta hermosa taza de madera está diseñada por el artista de Jerusalén Yair Emanuel e incluye un plato a juego que hace justicia a la figura de la hermana de Moisés.

9. Antigua mezcla de incienso para crear un ambiente especial

Se dice que la antigua Jerusalén se llenó del aroma de las especias utilizadas como incienso durante las ofrendas rituales en el Templo Sagrado.

Con este kit de especias -clavo, gálbano, incienso, mirra, casia, nardo, clavo y canela- cualquiera puede sentir cómo debe haber olido Pésaj en la antigüedad.

10. Un libro sobre jaroset de una estudiosa del ingrediente de Pésaj

Regala este ejemplar de Susan Weingarten, una experta de la Universidad de Tel Aviv acerca de que comían los pueblos antiguos, para conocer todos los detalles de este dulce platillo que está destinado a representar el ladrillo y el mortero.

Las recetas adicionales incluidas te inspirarán a adornar la mesa con versiones de todo el mundo.